Continuando con la renovación de cuadros implementada por la flamante administración, electa por la mayoría de asistentes al Congreso Ordinario del fútbol ecuatoriano efectuado el pasado jueves, 31 de enero, la Comisión Nacional de Arbitraje tendrá a Rodrigo Espinosa en calidad de presidente para sustituir al titular saliente Pepe Miguel Mosquera, quien quedó cesado en funciones por la culminación del período liderado en primera instancia por Luis Chiriboga hasta caer en desgracia en diciembre del 2.015, cuando fue sucedido en el poder por su segundo al mando, Carlos Villacís Naranjo.

Mediante el siguiente trino redactado en este fin de semana, el propio vocal alterno del nuevo Directorio encabezado por Francisco Egas acabó con rumores y especulaciones informando sobre la designación recibida para fungir vital cargo con influencia directa para la organización del torneo doméstico, ya que según el acuerdo suscrito con la ‘Liga ProEC’, o ‘Liga Profesional’, la competencia para seguir nombrando a los referís para impartir justicia deportiva en la disputa de los distintos partidos pertenecientes a la Primera División del país sigue en poder de la ‘FEF’.

Sabiendo el contexto en el cual se ha venido manejando la Federación para usufructuo personal, en lugar de privilegiar el uso de los limitados recursos para bien de toda la comunidad adscrita al rey de los deportes en el Ecuador, Espinosa asumirá los costos del cumplimiento de la tarea asignada para permitir el desembolso de las “dietas” en favor de “algún proyecto que el gremio arbitral disponga”.

Deja un comentario